Seleccione una Pagina

ANUARIO ESTADÍSTICO 2016 TRABAJO AUTÓNOMO FEMENINO EN ESPAÑA: Las mujeres de más de 40 años, más emprendedoras que los hombres

  • El informe Anuario estadístico 2016 sobre el trabajo autónomo femenino en España anuncia hoy sus conclusiones para conocer el perfil de la mujer autónoma en nuestro país
  • Los datos revelan una clara tendencia al alza de mujeres emprendedoras con más de 40 años sobre el colectivo masculino, y aumento por encima de los 55 años, mientras decrece por debajo de los 39 años y especialmente en menores de 25 años
  • Por sectores, aumenta ligeramente en el apartado de servicios, y por base de cotización la afiliación aumenta en la base mínima mientras que baja a niveles más altos

Madrid, 30 diciembre 2016. Las mujeres entre 40 y 55 años adelantan al colectivo masculino en emprendimiento con una clara tendencia al alza según concluye hoy el informe Anuario estadístico 2016 sobre el trabajo autónomo femenino en España que pretende definir el perfil de la mujer autónoma en nuestro país.

Los datos señalan que el número de mujeres autónomas entre 40-54 años (que supone el grupo más numeroso con un 43,7 % del total de autónomas y 299.293 afiliadas), ha crecido en los últimos 3 años un 5%, dos puntos porcentuales por encima del colectivo de autónomos masculinos en ese mismo grupo de edad, que aumentó un 2%.

“Este anuario, realizado con datos de los últimos 3 años, nos permite presentar el perfil de la mujer autónoma en España, teniendo en cuenta que el emprendimiento femenino gana peso cada año dentro del colectivo de trabajadores autónomos en nuestro país” asegura Gemma Puertas, autora del estudio y miembro de la Junta directiva de la Asociación Nacional de Mujeres Autónomas y Emprendedoras (ANMEYA), entidad que ha elaborado el informe financiado por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, Dirección General del Trabajo Autónomo, de la Economía Social y de la Responsabilidad Social de las Empresas.

Por encima de los 55 años, las autónomas aumentan un 3,8% más con respecto a años anteriores y acercándose cada vez más al incremento masculino del 5,1%.

Frente a la clara tendencia al alza en mujeres de más edad, los porcentajes decrecen en autónomas más jóvenes. Entre los grupos de edad de menos de 40 años, baja el número tanto de hombres como mujeres entre 25 y 39 años, pero éstas en una proporción inferior que la masculina, con un 2% de autónomas menos que el 3,7% masculino.

La única franja que es positiva para el hombre en comparativa con la mujer es la más joven, con un incremento del 1% de afiliados autónomos masculinos frente a la caída del 11,3% del colectivo femenino.

Evolución colectivo femenino autónomos según edad

Evolución colectivo femenino autónomos según edad

Evolución colectivo masculino de autónomos según edad

Evolución colectivo masculino de autónomos según edad

“Es interesante analizar cómo el emprendimiento femenino se sitúa dentro de una franja de edad más o menos madura, entre los 40 y 55 años y con signos de recuperación a partir de los 55” señala Gemma Puertas. “Sin embargo, las mujeres más jóvenes abandonan antes sus proyectos empresariales, quizás porque encuentran empleo o no logran llevar a cabo sus negocios por falta de práctica empresarial y falta de conocimientos. Aunque los datos son concluyentes, habrá que analizar en profundidad las causas de estas cifras realmente reveladoras” concluye.

La recopilación de datos llevada a cabo durante todo 2016 ha permitido constatar que la edad más frecuente para decidir dar el paso como trabajadora autónoma se encuentra a partir de los 40 años; ya que más del 40% de las trabajadoras autónomas en nuestro país tienen esa edad, cifra incluso superior en las comunidades autónomas de Asturias y Galicia.

También se aprecian algunos cambios en la nacionalidad de las mujeres extranjeras que más emprenden en España. Si en 2014 las principales nacionalidades eran países de la UE, países asiáticos y de América del sur, en 2016 decrecen el número de inmigrantes sudamericanas mientras que aumentan las emprendedoras del resto de países de Europa fuera de la unión.

Siguiendo con los últimos datos publicados a fecha 30 de septiembre de 2016, las mujeres aumentan más su afiliación que los hombres. En cifras globales, el total de personas afiliadas a la seguridad social como autónomas (personas físicas sin asalariados) es de 1.974.881, un 1,5% más que el total contabilizado a final de 2014. De este total, el colectivo de mujeres supone un aumento del 2% en los últimos 3 años (684.467) frente al incremento del 1,2%, masculino (1.290.414), lo que supone un 0,8% menos que el femenino, reduciendo así ligeramente el desnivel existente entre ambos colectivos.

“Este es un primer paso muy importante para analizar cómo se comporta el mercado femenino autónomo en nuestro país y poder así establecer programas específicos para paliar las diferencias y potenciar su incorporación al trabajo en cualquier sector de actividad, así como su consolidación a cualquier edad dado que hasta ahora el sector de autónomos tenía una clara predominancia masculina”, concluye Gemma Puertas.

Sector y sección de actividad

En cuanto a la distribución por sectores, el sector servicios es el que presenta una mejor tasa positiva de crecimiento en afiliación femenina en los últimos 3 años, con un aumento de la afiliación femenina del 2,7% (590.434 afiliadas en 2016) en estos 3 años frente al 1% que ha aumentado la afiliación masculina en este sector (850.868 afiliados). En el extremo contrario se encuentra el sector de la agricultura, que pese a presentar un descenso de afiliación total del 1,3%, registra una caída más acusada entre las mujeres, con un 4,2% menos de afiliadas, frente al grupo masculino que pierde solo un 0,1% de afiliados.

Dentro del sector servicios, la Sección S “Otros Servicios” es la que presenta una mayor tasa de crecimiento de afiliación femenina en estos 3 años (4,3%-90.808 mujeres afiliadas en 2016), en esta misma sección la tasa de crecimiento masculina solo aumenta en un 0,7%.

Aunque la sección G” Comercio p/mayor y p/menor; Reparación de vehículos es la que tiene un mayor peso dentro del colectivo femenino (el 29,7% de las afiliadas femeninas en 2016 pertenecen a esta sección), la afiliación femenina en este subsector pierde 1,5 puntos porcentuales, frente solo al 1% que pierden el colectivo masculino.

Base de cotización

En 2016 la base mínima de cotización se sitúa en 893,10€. Del total de 1.974.881 de autónomos (personas físicas sin asalariados) 1.703.205 (el 86,22% de afiliados) lo hace por la base mínima, con un 1,5% de incremento. Por sexo, las mujeres aumentan en un 1,8% el número de afiliadas (suponen un 90,1% del total de mujeres autónomas-616.820) mientras que los hombres aumentan su cotización en un 1,2% más que en 2014 (1.086.385)

La base de cotización que ronda la base mínima (893,10€) y 1,5 veces la base mínima (1.339,65€) es la que ha acusado un aumento mayor en los últimos 3 años para ambos sexos. El número de mujeres que cotizan por esta base aumenta en un 16% (en 2016 son 32.112), frente a los hombres que han aumentado un 19,9% (en 2016 son 70.855).

En el lado opuesto tenemos los que cotizan por niveles máximos (más de 3 veces la base mínima, 2.679,30€), que bajan considerablemente hasta representar solo un 0,8% del total de afiliados (15.822) que cotizan por esta base, y que supone una caída del 8,6% respecto a datos del 2014. En el colectivo de hombres el descenso es del 9,9% (1.339 afiliados masculinos menos) y el descenso en el colectivo de mujeres es del 4,4% (solamente 153 mujeres menos), pero es necesario señalar que solo el 0,5% del total de mujeres cotiza por los niveles máximos (3.573 mujeres), datos de 2016.

“A mayor renta, mayor desnivel entre hombres y mujeres, tal como muestran estos datos que nos indican que existe una desproporción mayor de género sobre todo dentro de los niveles económicos más altos, mientras que son similares con ingresos más bajos, eso sí, siempre más negativo para el sector femenino” comenta Gemma Puertas.

Esta primera edición del Anuario estadístico 2016 sobre el trabajo autónomo femenino en España realizado por ANMEYA pretende consolidarse como referencia de análisis de la evolución del colectivo de autónomas, ampliando la información a medida que se tiene acceso a los datos y profundizando en el análisis de los mismos.

Metodología y financiación del estudio

La elaboración de este anuario ha sido financiada por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, Dirección General del Trabajo Autónomo, de la Economía Social y de la Responsabilidad Social de las Empresas, en el marco de la convocatoria para la concesión de subvenciones a las actividades de promoción del trabajo autónomo, de la economía social y de la responsabilidad social de las empresas y para sufragar los gastos de funcionamiento de las asociaciones de trabajadores autónomos, de cooperativas, de sociedades laborales, de emp (Resolución de 25 de abril de 2016, de la Dirección General del Trabajo Autónomo, de la Economía Social y de la Responsabilidad Social de las Empresas- BOE núm 125 de 24 de mayo de 2016).

Para el cálculo de todos estos datos se han ido recogiendo, a lo largo del año, los datos publicados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social relativos a la afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos en España. Esta información ha sido complementada con la publicada por los Institutos de Estadística Regionales y Nacional, realizándose un análisis estadístico en profundidad de todos los datos.

Sobre ANMEYA

La Asociación Nacional de Mujeres Emprendedoras y autónomas (ANMEYA), con sede en Madrid y creada en 2012, está destinada a impulsar el emprendimiento femenino de cualquier ámbito sectorial.

Entre sus objetivos está la consolidación, crecimiento y sostenibilidad de los negocios existentes, favoreciendo la emancipación de jóvenes (aumentando su grado de autonomía personal, social y económica) así como potenciando el desarrollo social y económico sostenible de mujeres en el ámbito rural, la integración de las personas inmigrantes a través del trabajo autónomo y el emprendimiento y el acceso de personas con discapacidad a un empleo por cuenta propia y acorde a sus capacidades.

Además de realizar estudios significativos sobre la mujer y el trabajo, la asociación asesora y forma al colectivo femenino tanto para crear negocios, profesionalizarlos y procurar su consolidación. www.anmeya.com

Pincha aquí para descargar/consultar el anuario estadístico completo

 

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*